Skip to main content

Tiempo de lectura aprox: 2 minutos, 34 segundos

5/5 - (4 votos)
Portada » Blog » Nódulos Tiroideos y su Clasificación: Sistema Bethesda

 

Un nódulo tiroideo es una pequeña protuberancia o masa que se forma en la glándula tiroides. La tiroides es una glándula en forma de mariposa ubicada en la base del cuello, encargada de producir hormonas que regulan el metabolismo, así como otras funciones importantes en nuestro cuerpo. El Sistema Bethesda permite al profesional médico analizar una muestra citológica de tiroides y categorizarla, para poder emitir un informe claro y clínicamente útil.

Clasificación Bethesda

 

El Sistema Bethesda, también conocido como Clasificación Bethesda para Citología Tiroidea, es un sistema de categorización al que se ha llegado por consenso, utilizado para informar y estandarizar los resultados de las biopsias de aspiración con aguja fina (BAAF) realizadas en nódulos tiroideos. Esta clasificación se creó con el propósito de mejorar la comunicación y comprensión de la citología tiroidea entre médicos, patólogos y pacientes, así como para proporcionar una guía más clara en cuanto a la evaluación y manejo de los nódulos tiroideos. La clasificación del Sistema Bethesda para el estudio de lesiones tiroideas permite a los patólogos realizar informes sistematizados, unificados, homogéneos a la vez que permite establecer la actitud terapéutica del paciente y seleccionar aquellos que van a ser candidatos a tratamiento quirúrgico.

La Clasificación Bethesda, utilizada para evaluar los resultados de las biopsias de nódulos tiroideos, es una herramienta útil para determinar el riesgo de malignidad de un nódulo. Esta clasificación consta de seis categorías:

  • Categoría I: No diagnóstico o muestra insuficiente

En esta categoría, la muestra de la biopsia no es suficiente para realizar un diagnóstico definitivo.

  • Categoría II: Benigno

Los nódulos en esta categoría son considerados benignos o no cancerosos. No se requiere una intervención adicional, pero se recomienda un seguimiento periódico.

  • Categoría III: Atipia de significado indeterminado

Los resultados de la biopsia en esta categoría son inciertos y no se puede determinar si el nódulo es benigno o maligno. Puede requerir una evaluación adicional.

  • Categoría IV: Neoplasia folicular sospechosa de malignidad

Esta categoría se utiliza específicamente para los casos en los que se sospecha una neoplasia folicular, un tipo específico de cáncer de tiroides.

  • Categoría V: Sospechoso de malignidad

Los nódulos en esta categoría tienen características que sugieren la posibilidad de cáncer. Se recomienda una evaluación más detallada y posiblemente una cirugía.

  • Categoría VI: Maligno

Los resultados de la biopsia confirman que el nódulo es canceroso. Se requiere tratamiento adicional, como cirugía y terapia de radiación.

Resulta fundamental considerar que a menudo los nódulos tiroideos no generan síntomas y no demandan intervención médica. Si tienes un nódulo tiroideo, es recomendable buscar la opinión de un endocrinólogo para realizar una valoración y realizar los chequeos de seguimiento necesarios para determinar la necesidad de tratamiento, así como identificar la alternativa más adecuada en cada caso. Dentro de los estudios que requerimos para complementar tu tratamiento médico está la Ecografía(ultrasonido) de tiroides para evaluar el tamaño, la forma y la estructura de los nódulos, así como detectar cualquier irregularidad o cambio preocupante en la glándula.

Es importante recordar que el Sistema Bethesda es solo una guía y que cada caso debe ser evaluado de manera individual por un médico especialista en tiroides. Si necesitas más información, puedes pinchar en el siguiente enlace para conocer como eliminar los nódulos tiroideos sin cirugía.

#bethesda #ultrasonido #tiroides #sanatutiroides

Referencias

  • Revista ORL – Otorrinolaringología, documentación y metodología de investigación
  • Wikipedia – La enciclopedia libre