Skip to main content

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 54 segundos

Portada » Blog » JJP celebra Día Mundial de la Salud 2024: Mi salud, mi derecho

 

“Salud para todos: Un derecho, no un privilegio”

El próximo domingo 7 de abril festejamos el Día Mundial de la Salud, y en este 2024, lo hacemos bajo el lema “Mi salud, mi derecho”. Recordándonos que la salud debe ser un derecho humano fundamental y no un privilegio. A nivel global, este derecho está cada vez más amenazado para millones de personas en todo el mundo. Las diferencias sociales, los desastres naturales, la contaminación, enfermedades y conflictos tienen un impacto devastador en las vidas humanas, causando muerte, dolor, hambre y mucha angustia psicológica.

La quema de combustibles fósiles está impulsando simultáneamente la crisis climática y quitándonos el derecho a respirar aire limpio. La contaminación del aire interior y exterior se cobra una vida cada cinco segundos.

El Consejo de la OMS sobre Economía de la Salud para Todos ha descubierto que al menos 140 países reconocen la salud como un derecho humano en su constitución. Sin embargo, los países no están aprobando ni poniendo en práctica leyes que garanticen que sus poblaciones tengan derecho a acceder a los servicios de salud. Esto respalda el hecho de que al menos 4.500 millones de personas (más de la mitad de la población mundial) no estaban completamente cubiertas por servicios de salud esenciales en 2021.

Para abordar estos desafíos, el tema del Día Mundial de la Salud 2024 es “Mi salud, mi derecho”. Este tema fue elegido para defender el derecho de todos, en todas partes, a tener acceso a servicios de salud, educación e información de calidad, así como a agua potable, aire limpio, buena nutrición, vivienda de calidad, condiciones ambientales y de trabajo decentes, y libertad de la discriminación.

Es hora de que todos nosotros, como individuos y como sociedad, reconozcamos y defendamos nuestro derecho a la salud. No sólo para nosotros mismos, sino también para nuestros vecinos, nuestras comunidades y las generaciones futuras. Porque la salud no es un privilegio para unos pocos, sino un derecho para todos.

Fuente: Organización Mundial de la Salud (2024). “Mi salud, mi derecho”.